Anuncio

Ayer, el director creativo de Assassin’s Creed Valhalla, Ashraf Ismail, anunció en su cuenta de Twitter que abandona el proyecto del juego por problemas en su familia. Ashraf Ismail fue el encargado de dirigir Assassin’s Creed IV: Black Flag y Assassin’s Creed Origins, dos de los juegos más apreciados por los fans de la saga. Su cuenta de Twitter ya no existe, por lo que os citamos textualmente lo que transmitió el directivo:

Me retiro de mi amado proyecto para ocuparme debidamente de los asuntos personales de mi vida. Las vidas de mi familia y la mía propia están destrozadas. Lamento profundamente a todos los afectados por esto”.

“Hay cientos de personas apasionadas y con talento que se esfuerzan por construir una experiencia para ustedes que no merecen que se les relacione con esto. Les deseo lo mejor”.

Todo se debe a problemas en el matrimonio de Ashraf Ismail. Por lo que parece, ha sido acusado de una infidelidad que ha tenido lugar durante algo más de un año. Ubisoft no ha dado ningún tipo de declaración sobre este tema ni ha afirmado haber despedido a Ashraf Ismail, sino que ha sido el propio directivo quien ha pedido una excedencia, por lo que mantiene su puesto en la conocida empresa. No sabemos quien tomará el puesto de Ashraf Ismail en el proyecto Assassin’s Creed Valhalla pero todo apunta a que seguirá con su rumbo correctamente y llegará a nuestras consolas sin ningún tipo de retraso.

No es el primer escándalo de directivos del sector que ha ocurrido estos días. Os recordamos que Techland se desvinculó de Chris Avellone tras verse envuelto en un escándalo de acoso.

Anuncio
Anuncio