Resident Evil Village es uno de los juegos más destacables en la famosa franquicia de zombies, donde se combinan gran cantidad de escenarios y de desafiantes enemigos que pondrán a prueba nuestras habilidades, sin olvidarnos por supuesto de esos momentos que nos dejarán con sorpresas e importantes sustos en el cuerpo.

Una gran jugabilidad y una apuesta por la variedad

Mientras que Resident Evil 2 Remake se centró algo más en la acción en cuanto a la fórmula de juego, Village enfoca su dinámica jugable en un equilibrio entre exploración, resolución de puzles y la ambientación propia de un Survival Horror.

Los momentos de terror y sobresaltos no se extienden a lo largo de toda la aventura, sin embargo no tendremos la falta de ellos a lo largo de nuestra historia mientras encarnanamos a Ethan Winters en la búsqueda de su desaparecida hija Rose. La clave principal en esta nueva entrega se sustenta en gran medida en saber abastecerte con un buen repertorio de armas para enfrentarte a situaciones que pondrán a prueba tus recursos y también tus nervios.

Todo nuestro arsenal se encontrará en un maletín de armas que nos acompaña durante todo el juego y que podremos ir expandiendo y personalizando a nuestro gusto, lo lograremos explorando y recopilando recursos en el escenario y comprando y canjeando material con un personaje muy peculiar denominado «El Duque», el cual nos ofrecerá su tienda y negocio en varios momentos puntuales de nuestro viaje. También tendremos la posibilidad de mejorar nuestra salud, la capacidad de nuestro inventario, y la potencia, la cadencia o aspectos como la recarga de nuestras armas cuando interaccionemos con este afable comerciante.

A pesar de que los tráilers y demos pre-lanzamiento centraron gran parte de su atención en el castillo y en la figura de Lady Dimitrescu y sus aterradoras y sugerentes hijas, lo cierto es que el título es de lo más variado en sus diferentes localizaciones y escenarios. En cada una de estas zonas que rodean y forman parte del pueblo de «Village», nos encontraremos situaciones que combinan diferentes aspectos de los juegos de terror, desde el más centrado en el aspecto psicológico donde se anticipa el peligro, hasta enfrentamientos llenos de acción y una buena dosis de reflejos para derrotar a nuestros enemigos. Es por lo tanto un juego que acierta a la hora de entregar al jugador una cantidad de situaciones lo suficientemente variada como para satisfacer todo tipo de gustos en este género.

Capcom ha querido buscar un equilibrio y experimentar con nuevas ideas

Se podría decir que Capcom ha intentado encontrar un equilibrio entre diferentes ingredientes, en una historia que narrativamente busca una linealidad y que pretende centrar al jugador en el objetivo que motiva su avance en la historia principal sin abusar demasiado de la exploración y no prescindir al mismo tiempo de esta.

Siempre que terminemos de explorar una zona del juego, podremos volver al escenario principal que involucra al pueblo, donde se nos presenta la posibilidad de explorar zonas desconocidas y hacernos con recursos y armas que nos permitan avanzar en la aventura lo mejor preparados que podamos. Cada escenario de este Resident Evil, como cuando conocemos el castillo, no podrá ser visitado de nuevo y quedará atrás en nuestra aventura según avanzamos, por lo que debemos estar atentos a cada detalle de sus localizaciones. Mientras que en el pueblo, sin embargo, se marcan con colores rojo y azul las zonas que hemos explorado o tenemos pendiente visitar, ofreciéndonos una mayor libertad.

Si antes mencionábamos la variedad de escenarios y situaciones para todos los gustos, algo parecido sucede con el elenco de enemigos. Cada uno de ellos destaca por diferentes puntos débiles y estrategias que nos permitirán derrotarlos, y más de una vez tendremos que ser hábiles para descubrir como acabar con ellos sin perecer en el intento. Descubriremos desde contrincantes más sencillos como los hombres lobo, los zombies (más rápidos y amenazantes los primeros que los segundos), hasta otros tipos de enemigos más fuertes y desafiantes, sobre todo si hablamos de los Jefes finales, que nos pondrán las cosas dificiles a lo largo de la aventura.

El uso de armas y recursos dan una gran sensación de disfrute y poder, podemos usar desde un fusil francotirador personalizable, hasta otras armas más sencillas y por supuesto explosivos como minas que nos permitan mermar a los enemigos más resistentes. Las armas pueden ir mejorándose con accesorios y y aumentado su poder y cadencia, personalizando a nuestro gusto en la cruceta del mando los 4 utensilios que más queremos utilizar de nuestro inventario. Será importante planificar en cada escenario cuantos recursos queremos gastar y buscar toda la munición extra que podamos para no quedarnos cortos.

En base a los recursos y materiales que recojamos en cada localización, podremos crear en el menú también munición para las armas que más usemos en cada momento, algo crucial dependiendo de la situación que enfrentemos. Y cuando queramos mejorar nuestra salud y engrosar aún más nuestro maletín de inventario, podremos acudir al duque para gastar dinero o para traerle animales cazados que una vez cocinados aumentan nuestra vida y resistencia.

Un buen símil a la hora de ejemplificar la inspiración de la que bebe el apartado jugable y la ambientación, aunque esta vez aún más marcada por la variedad, sería un juego tan mítico como Resident Evil 4. A lo largo de la historia también descubriremos referencias e inspiraciones a juegos ya conocidas. Por ejemplo, una parte de la aventura nos recuerda bastante al terror generado en la famosa demo del ya cancelado Silent Hill de Kojima y Konami, algo que no puedo negar que me ha alegrado bastante.

Una aventura a contrareloj para poder recuperar a nuestra hija

Personalmente he disfrutado mucho de su narrativa, aunque no es perfecta, está llena de giros argumentales y sorpresas que mantendrán tu atención a lo largo de cada hora de juego. La historia comienza justo donde acabó Resident Evil VII y nos pone en la piel de Ethan Winters en compañía de su esposa y su hija, viviendo nada menos que en Rumania e intentando empezar de cero como una familia tras los pasados acontecimientos. Es entonces cuando la trama nos arrebata esta paz y nuestra hija Rose desaparece, lo que nos llevará al misterioso pueblo de Village para intrincarnos en en una cadena de situaciones desafiantes que nos lleven a recuperarla.

Sin embargo, muy pronto nos veremos asediados por temerosos enemigos como los licántropos y unos jefes finales que trataran de impedir que logremos nuestro cometido, los cuales estarán gobernados (de la misma manera que los habitantes del pueblo), por la misteriosa figura de una mujer a la que todos llaman «Madre Miranda».

A lo largo de la aventura veremos compartiremos momentos importantes con personajes como Chris Redfield, que aunque tendrá un componente importante en la trama, tendrá una presencia en menos momentos de los esperados (algunos de ellas verdaderamente memorables). Encontrar diversos objetos y documentos, nos ayudará a sumar cada pieza del rompecabezas que nos permita entender mejor esta historia y desvelar los secretos de la misteriosa Madre Miranda.

Los jefes y antagonistas principales, más carismáticos unos que otros, nos regalarán enfrentamientos icónicos y nos permitirán conocer poco a poco retirar esa cortina de incertidumbre alrededor desaparición de Rose y llevando a Ethan a encaminarse en una búsqueda en la que hay mas preguntas que respuestas.

Unos gráficos y una ambientación a la altura y un sonido que nos dará una experiencia inmersiva

Para poder realizar esta review, se ha analizado la versión de pasada generación en Xbox One X y podemos asegurar sin ninguna duda que ha estado a la altura de lo esperado. El título visualmente no solo es bello desde el punto de vista artístico, sino que recrea con gran acierto las diferentes localizaciones que nos encontremos. En este caso hemos jugado con el modo rendimiento que nos permite ejecutar el videojuegos a 1080 y 60 FPS de forma muy estable, de hecho, no tiene nada que envidiar a las versiones de nueva generación, incluso con la falta de Ray Tracing y una resolución superior. La última consola de la anterior generación de Microsoft demuestra tener mucho que decir aún en estos juegos intergeneracionales y puedes estar tranquilo si dudabas entre esperar a comprar una Series X o lanzarte con este nuevo Village. De hecho, el único momento donde he podido apreciar algún bajón de fotogramas perceptible ha sido en un momento puntual al final de la historia, donde debíamos enfrentar bastantes enemigos.

Me he pasado gran parte del juego haciendo capturas (muchas de ellas acompañan a este artículo) y clips porque su clima cambiante y variedad de escenarios regalan momentos que querrás registrar para enseñar a otros y guardar en tu galería , gracias a la cantidad de detalles que desprenden.

Los escenarios se encuentran muy cuidados, con algunos aspectos menores que nos hacen intuir que es un juego que no explota las bondades de la nueva generación, pero que no por ello desmerece en el aspecto técnico. Algunos ambientes destacan por su gran luminosidad y otros se tornan recónditos, lúgubres y cerrados. Allá donde nos encuentre las oscuridad, se juega con el uso de los rayos de luz con un aspecto realista e inmersivo, que junto con el sonido Dolby Atmos en Xbox y unos buenos cascos como los PULSE 3D utilizados en este análisis, nos meten de lleno en el juego de terror.

En conclusión, el motor grafico propio del juego optimiza muy bien sus recursos para ofrecernos una gran fluidez y resolución, con un aspecto gráfico muy actual incluso para una máquina que lleva ya 4 años en el mercado y que no pertenece al nuevo ciclo de consolas

Apartado artístico

No he jugado muchos juegos de terror, pero sin duda alguna recomendaría este juego a cualquiera que busque una experiencia completa en el género y variedad en tantos tipos de situaciones o escenarios como podríamos desear. Quizás hay partes de la historia donde la sensación de terror disminuye pasando a convertirse en una dinámica más centrada en la acción y la narrativa que conduce la historia, pero sin duda alguna la inmersión y el misterio tienen las suficientes dosis como para construir una nueva entrega notable.

Resident Evil 8 consigue acertar aportando la mayor variedad de la saga. Tanto en escenarios, recursos, enemigos, como en una excelente ambientación y una historia que cumple, pero que quizás peca a la hora de no poder destacar como le gustaría en cada una de sus facetas, al querer abarcar tantas ideas y priorizar ese equilibrio en que caracteriza a Village. Puede que no acabe siendo el más recordado por su terror o acción respecto a otras precuelas, pero sin duda alguna entregará un poco de todo a aquellos que buscan un videojuego de terror que innove y ofrezca momentos de lo más satisfactorios y con un nivel de inmersión, de recreación artística y de calidad gráfica a la altura de las expectativas generadas desde su presentación el año pasado.

CONCLUSIONES Y VALORACIÓN

5 puntos importantes que debes saber si estás interesado en Resident Evil Village

  • Inspiración en aspectos memorables de Resident Evil 4 y en otros juegos conocidos de terror
  • Una historia que cumple e invita a descubrir sus misterios, pero con ideas a las que se podía haber sacado aún mas partido
  • Rendimiento excelente en Xbox One X y muy estable a lo largo de toda la aventura, no decepcionará a los jugadores de pasada generación
  • Ambientación artística que invita a admirar y a recoger momentos en nuestra galería, con personajes que nos encantarán como Lady Dimitrescu, que son ya muy conocidos en todo Internet
  • Puzles no muy complejos ni difíciles de superar…pero tendremos un inventario, diseño y uso de armas completo e interesante. La variedad de enemigos es destacable y contentará al que busque todo tipo de enfrentamientos.
  • Quizás no es el Resident Evil con más terror psicológico, pero nos regalará muchos momentos con sustos destacables y también tensión que pondrán a prueba nuestros nervios para salir de situaciones donde los enemigos nos rodean y nuestra vida pende de un hilo

Espero que os haya gustado mi análisis, antes de despedirme quería mencionar que el juego ha tenido una duración en mi caso de aproximadamente 11 horas.

Reseña Panorama
Valoración
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios